TT Ads

La organización Boys & Girls Clubs de Puerto Rico (BGCPR) anunció la apertura de su Centro Resiliente, con el propósito de atender comunidades en desventaja de manera consistente.

Con la inciativa del Centro, se unen al compromiso de la organización hacia el bienestar de la comunidad loiceña.

“El Centro Resiliente no solo representa una estructura física, sino un símbolo tangible de la relación que tenemos con Loíza desde hace 12 años. Es un testimonio de la increíble resiliencia y determinación de esta comunidad”, dijo el director de operaciones de Boys & Girls Clubs de Puerto Rico, Gabreil Hernández.

“Desde 2011, Boys & Girls Clubs de Puerto Rico hemos impactado positivamente a más de 8,196 niños, niñas, jóvenes y familias en diversas comunidades, incluyendo Colobó, Las Carreras, Villa Cristiana, Tocones, Viequez, Melilla, Miñi Miñi, Parcelas Suárez, Santillana, Jobos, Loíza Gardens, El Cabo, Mamey, Las Casitas, La 23, el Residencial Yiquiyú, entre otras. La organización ha proporcionado servicios integrales que abarcan áreas académicas, socioemocionales, bienestar, socioeconómicas, recreativas, deportivas, desarrollo de liderazgo, planificación del futuro personal y nuestro reconocido programa de Artes”, añadió Hernández.

Algunos logros notables de BGCPR en los últimos años incluyen la respuesta a situaciones adversas como los huracanes Irma y María, mediante el Programa de Alimentos, que ha distribuido más de 45,000 platos de comidas calientes. Durante la pandemia de Covid-19, la organización transformó sus servicios a una oferta virtual, asegurando que los niños y niñas se vieran afectados lo menos posible. Además, se estableció un Centro de Apoyo Tecnológico para garantizar el acceso virtual a la educación.

El Centro Resiliente de Loíza está equipado para brindar asistencia inmediata y servicios esenciales en casos de eventos adversos. Entre sus instalaciones se encuentran un salón laundry resiliente, área de espera, nevera para medicamentos y leche materna, salón comedor con fuente de agua, hielera y receptáculos para cargar celulares, máquinas de terapia respiratoria, laptops en caso de emergencia, cisterna de 1,600 galones y un generador industrial de 103kv. La cocina, operada con gas y placas solares, tiene capacidad para producir 500 platos de comida diariamente. El personal está capacitado en Primeros Auxilios Psicológicos.

Por último, el director concluyó que “Juntos, hemos construido un futuro más brillante y prometedor para Loíza, y estamos contentos por continuar este viaje de impacto positivo en la comunidad”.

TT Ads