TT Ads

El Partido Independentista Puertorriqueña (PIP) celebró la Asamblea General Nacional que oficializa la candidatura a la gobernación de Juan Dalmau Ramírez, bajo el lema “Patria Nueva”.

La asamblea de ratificación de candidaturas se llevó a cabo en el Centro de Convenciones Pedro Roselló González en el Día Internacional de los Derechos Humanos.

Se prepararon para sentar a 4,000 visitantes y celebraron al comienzo del evento que superaron el número de asistentes, confirmando que “es la asamblea más concurrida” en los últimos años, según Adrián González, aspirante a un escaño en el Senado por el distrito de San Juan.

“El triunfo de la Patria Nueva, es el triunfo de la esperanza”, manifestó Diego Norat, portavoz de la Juventud del PIP de Caguas y del Nacional.

La banda Los Rivera Destino cantaron algunos temas emblemáticos de la agrupación musical, insertando mensajes políticos. Entre ellos su rechazo a LUMA Energy y al bipartidismo tradicional (Partido Nuevo Progresista (PNP) y Partido Popular Democrático (PPD).

Esto dio paso a la llegada de el líder independentista Rubén Berrios; la senadora, María de Lourdes Santiago; y el representante por acumulación, Denis Márquez Lebrón.

“Esta cerca cada día más esa patria nueva, donde seamos nosotros los puertorriqueños y puertorriqueñas seamos los que mandamos”, estableció el director de campaña y secretario de comunicaciones, Calixto Negrón Aponte.

El evento continuó con un discurso del presidente ejecutivo de la colectividad, Fernando Martín García, el cual recontó el rol activo del partido y cómo el apoyo ha estado en aumento desde hace unos años.

“Ese aumento de apoyo del 2020, es el primer paso a la transformación”, puntualizó.

Aludió que la alianza PIP-MVC es el paso para generar una dinámica de cambio colectiva en el cual ambos partidos respaldan la candidatura de Dalmau Ramírez. De la misma forma, el PIP endosará la candidatura de Movimiento Victoria Ciudadana (MVC) a la comisaría residente en Washington DC.

Martín García aclaró que tendrán un candidato a la silla en la capital federal, pero solo para estar conforme con la ley, lo que se conoce como “un candidato de agua”.

“El candidato será un candidato formal, imprescindible, pero mi afán es que sea anónimo e invisible”, argumentó.

Esto consiste en que buscan evitar que la candidata del MVC, Ana Irma Rivera Lassén, pierda fuerza en los votos.

Por su parte, Dalmau Ramírez fue claro en apoyar a la senadora para esa candidatura ya que en el MVC, el excandidato independiente a la alcaldía de Guánica, Edgardo Cruz Vélez, también aspira a esa posición.

Aclaró que ambos partidos estarán en coordinación para postular a sus candidatos, en las respectivas contiendas. Precisamente, mantendrán la fórmula de un solo candidato por acumulación por cámara legislativa para respetar el avance que en ese espacio logró MVC al postular dos candidatos.

En cuanto a las alcaldías, aseguró que en su momento anunciarán los pasos a seguir, pero el apoyo y el respeto entre ambos partidos prevalecerá.

Por su parte, Berríos hizo su discurso y celebró la participación de los asistentes.

“Nosotros no vamos a escondernos en un lobby o en un callejón, en esta multitud, de todos los rincones de la isla confirma que la tierra prometida ya se ve llegar”, comenzó diciendo el líder independentista en relación a las radicaciones de candidaturas de los aspirantes a la gobernación por el Partido Nuevo Progresista (PNP), Pedro Pierluisi Urrutia y Jenniffer González Colón.

El 1 de octubre, el actual gobernador presentó su candidatura a la reelección en el “lobby” del Centro de Convenciones. Mientras, el pasado domingo, la actual comisionada residente anunció el inicio de su campaña política en las inmediaciones de la Casa Museo José Celso Barbosa en Bayamón. El martes, el propio Pierluisi Urrutia dijo que su contrincante y excompañera de papeleta llenó “un callejón”.

En su discurso, Berríos resaltó las condiciones que vive el archipiélago y estableció que el pueblo necesita “un nuevo curandero” por los “males políticos.

“Este pueblo entero, la inmensa mayoría de este pueblo, no solamente los que hemos votado por el independentismo, sino los que han votado por PNP y PPD, están en búsqueda de un médico nuevo. Están esperándonos. Ahora depende de nosotros llevarle la medicina”, manifestó Berríos.

Haciendo referencia a la alianza PIP-MVC, el expresidente del partido aludió a que hay una esperanza de ver una nueva realidad en Puerto Rico y que será el “vehículo” para optar por un “médico nuevo”. Además, que verán el éxito de la mano de Dalmau.

Aunque, invitó a los electores no independentistas a que apoyen al partido, “sin tener que decidir en el momento” cambiar sus ideologías.

Invitó a los votantes a que no tengan miedo de apoyar a la alianza, independientemente de las subscripciones políticas en cuanto al status colonial pues cada elector será respetado y establecerá sus preferencias en una asamblea de status.

Asimismo, el exsenador reafirmó que el apoyo al PIP no implica una independencia inmediata y que se respetará el sentir del pueblo y las ideologías individuales.

“Vamos a dejar que el pueblo decida. En una asamblea de status. Y, ¿qué haremos los independistas? Votaremos por el independentismo”, manifestó.

Agregó que el pueblo “sabe la honestidad del independentismo” y declaró que el partido ha dado cátedra sobre la “honestidad y limpieza”.

Berríos estableció que sabe que “triunfarán” reconociendo la nobleza de los estadistas y de los del PPD que buscan una mejoría del país.

“Tengo un defecto y es que soy egoísta. Yo no quiero ver la tierra prometida, yo quiero junto a Juan Dalmau, quien encabeza nuestra papeleta, entrar a la tierra prometida”, finalizó.

En una entrevista con este medio, Dalmau aseguró que sus propuestas estarán cargadas de compromisos drásticos, aunque la papeleta se basa en el programa del ciclo electoral pasado. Esto se oficializó en la asamblea.

Márquez Lebrón presentó nuevamente su aspiración a la candidatura de representante por acumulación.

“Qué alegría es presenciar esta casa llena”, expresó.

El legislador resaltó su compromiso con el pueblo, enfatizando en el acceso a la salud, la educación, protección de los recursos naturales, protección de la UPR y la justicia social.

Reafirmó su disposición de laborar de la mano con la senadora, María de Lourdes Santiago.

“No ha habido un día en que yo me haya sentido minoría representando al pueblo puertorriqueño”, manifestó Santiago.

En su discurso, recordó su rechazo a la Ley 22 y al desplazamiento de los puertorriqueños. De igual forma, reiteró en la necesidad de esclarecer los autores de la deuda pública de la isla que impulsó la Ley PROMESA y el establecimiento de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) como ente regulador.

“¿Alguien tiene duda de que la mayoría quiere saber con nombre y apellido los responsables de los que nos llevaron a la quiebra?”, preguntó la senadora.

“Esta gran asamblea es el tiro de salida para un año de mucho trabajo, de aquí salimos a trabajar. Buscando a la gente puerta a puerta”, sostuvo.

“Tienen los días contados”, estableció Dalmau.

El candidato a la gobernación fue presentado por su esposa, Griselle Morales, indicando que tiene una brújula moral que “muchos quisieran tener” y que es “incorrupitble”.

El exsenador comenzó reafirmando que acabará con el bipartidismo y que tienen “los días contados”.

Recordó que en las pasadas elecciones, el PIP tuvo un crecimiento equivalente a “siete veces”, con el 14% de los votos. Por otro lado, resaltó que el MVC también tuvo un 14% de lo votos.

Estableció que juntos reflejó un 28% de la gente que desea derrumbar al PNP y el PPD.

En su discurso aseveró que los otros partidos “tienen miedo” y que recurrirán a las mentiras para cambiar el pensar de los votantes.

De la misma forma, puntualizó que desea llevar el proceso de la descolonización de “manera democrática” a través de la asamblea constituyente al status.

Respaldando el argumento de Berríos, indicó que los estadistas y los estadolibristas “defenderán su posición”, al igual que los independentistas.

Dalmau también hizo hincapié en el acceso de la salud en Puerto Rico y de un sistema de salud universal.
Además, rechazó el cierre de escuelas y al “ataque” a la Universidad de Puerto Rico (UPR). Respaldó en una educación pública de calidad y reducir el número de estudiantes en los salones de clases para poder garantizarlo.

En relación a su gabinete, estableció que le dará la bienvenida a los “que se lo merezcan”.

Por otra parte, enfatizó que el concepto de Patria Nueva es poner “por delante” el bienestar de Puerto Rico y un gobierno “que está para servir”.

“Si quieres transformar el país, este es el momento”, dijo Dalmau, invitando a los electores a votar.

TT Ads