TT Ads

La gran recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS) es que para no habitar en sedentarismo el cuerpo humano debe de desarrollar como mínimo 30 minutos de actividad física, no obstante, millones de personas no son capaces por diversas razones de cumplir con dicho objetivo.

La falta de tiempo es un factor elemental, pero también la poca motivación es una de las causas, por ello, es importante encontrar la actividad física que además de fortalecer los músculos y drenas energías, sea también de gran entretenimiento mental.

En los últimos meses, uno de los ejercicios que cada vez se posicionan mejor en la sociedad por sus cualidades de entretenimiento y simplicidad es el Ballet Fit, mismo que se ha puesto muy de moda por ser el favorito de las súper estrellas, Taylor Swift y Natalie Portman.

Características del Ballet Fit

El Ballet Fitness fue inventado por la brasileña Betina Dantas, una bailarina que sufrió una lesión en un tobillo y adaptó movimientos básicos del ballet clásico con ejercicios funcionales, para mantener el físico y buscar desconectar mentalmente, quemar calorías y definir los músculos.

Esta disciplina trata sobre un método de entrenamiento que combina la danza clásica con el ejercicio aeróbico, incluyendo posturas de yoga y Pilates en sus coreografías. Está inspirado en el Ballet Beautiful y el Ballet Fitness, originarios de Estados Unidos y Brasil, y consiste en utilizar la base del ballet para realizar ejercicios que ayudan a mejorar el cuerpo y la mente.

El Ballet Beautiful fue creado por Mary Helen Bowers y se utilizó, por ejemplo, en la grabación de la película “El cisne negro” (fue ahí donde Portman lo conoció).

Su duración es de 50 minutos, trabajando mediante ejercicios cardiovasculares la coordinación, fuerza, tonificación, equilibrio, elasticidad y flexibilidad. En lo emocional, el Ballet Fit ayuda a fortalecer el autoestima, conectar la mente con el cuerpo y reducir el estrés.

TT Ads