TT Ads

El rapero, Tekashi 6ix9ine, expresó su gratitud al público dominicano tras quedar en libertad condicional repartiendo dinero en una calle de República Dominicana.

Después de ser liberado, el artista de ascendencia mexicana y boricua, utilizó las redes sociales para expresar su agradecimiento a sus seguidores y, en particular, a los dominicanos que estuvieron pendientes de su situación.

El cantante prometió que, una vez saliera de la cárcel, haría un regalo especial a los habitantes del barrio “La Vega”.

Cumpliendo con su promesa, Tekashi decidió repartir dinero en una calle del mencionado lugar junto a su pareja, Yailin ‘La Más Viral’.

Este gesto no se limitó a los adultos, sino que también incluyó a los niños presentes. En videos difundidos en las redes sociales, se puede apreciar cómo el rapero les entrega $100 dólares a cada menor de edad.

El rapero fue acusado de propinar una brutal golpiza a dos productores de la artista dominicana por celos. Según se alega, junto a un grupo de hombres, entraron al estudio musical ubicado en “La Vega” y golpearon al equipo de producción del artista, Diamond ‘La Mafia’.

En una entrevista con Alofoke Radio Show, Diamond ´La Mafia´ contó que el cantante de rap le hizo creer a Yailin que se encontraba en Miami cuando en realidad estaba en el país. Luego de que la cantante salió del estudio de grabación, Tekashi llegó al lugar y cometió los actos por los que se le acusa.

“Él me llamó con los videos y me dijo ´mira lo que le hice a la gente tuya´ […] Lo hizo flow las gangas en Brooklyn, que si yo tengo problemas contigo voy a sonar a quien es de tu coro”, narró el también productor musical a Alofoke.

Los afectados del ataque fueron los productores Cristian Anthony Rojas y Nelson Alfonso Hilario García. El ministerio público informó que Hilario García presentó “golpes contusos en la cara y la cabeza mientras que otras dos personas que le acompañaron que también habrían sido agredidas, tienen incapacidad médica de 20 y 21 días”.

Antecedentes legales de 6ix9ine

Tekashi no es ajeno a los problemas legales. Anteriormente, en 2018, fue arrestado en Nueva York por cargos relacionados con el crimen organizado y armas de fuego. Después de pasar 13 meses tras las rejas, fue sentenciado a dos años de prisión y cinco años de libertad condicional.

Si es declarado culpable de estas nuevas acusaciones, podría enfrentar una sentencia de hasta 30 años y ser trasladado a una prisión de máxima seguridad, según informes de medios locales.

TT Ads