TT Ads

La NFL tendrá campo híbrido para sus primeros dos partidos en Frankfurt el próximo mes, un año después de que los jugadores se quejaran de resbalarse en el pasto natural en Múnich.

La superficie híbrida, fue instalada la semana pasada en el Deutsche Bank Park de cara al partido del 5 de noviembre entre los Chiefs de Kansas City y los Dolphins de Miami. Después jugarán los Patriots de Nueva Inglaterra ante los Colts de Indianápolis con una semana de diferencia.

Después del primer partido de la NFL de temporada regular en Alemania, los jugadores y entrenadores de los Buccaneers de Tampa Bay y Seahawks de Seattle se quejaron por la superficie en la Allianz Arena, casa de los campeones de la Bundesliga, el Bayern Munich. El juego causó tal daño que el césped tuvo que ser reemplazado después.

“Definitivamente es algo que siempre estamos reevaluando, los colegas de Estados Unidos están reevaluando y solicitaron que para este año tuviéramos otra superficie ahí”, dijo Alexander Steinforth, el gerente general de la NFL en Alemania, a The Associated Press.

Superficies híbridas comúnmente son utilizadas a lo largo de Europa en estadios de fútbol. Los sistemas varían, pero los campos generalmente son 90% o más de pasto natural con fibras sintéticas entretejidas como refuerzo. El campo del Liverpool instalado en Anfield en 2022 es 95% de césped natural.

Las superficies de juego han sido un tema candente desde la semana 1 en la NFL, cuando Aaron Rodgers se rompió el tendón de Aquiles izquierdo en su debut con los Jets de Nueva York.

La NFL dijo que colabora con el estadio anfitrión para “garantizar que el campo de juego esté en las mejores condiciones posibles y cumpla con las prácticas obligatorias de la NFL”.

TT Ads