TT Ads

El dueño de Stone City Kennels, Antonio Casillas Montero, fue condenado a siete años de prisión por la utilización de perros en peleas de animales.

Casillas Montero fue condenado el 22 de septiembre a siete años de prisión por conspiración para violar la Ley de Bienestar Animal.

“La pelea de perros para entretenimiento y lucro no solo es cruel e inhumana, sino también una violación de la ley federal”, dijo el fiscal de Estados Unidos, W. Stephen Muldrow en declaraciones escritas.

Durante más de 35 años, Casillas operó Stone City Kennels, participando en más de 150 peleas de perros. Criaba perros tipo pitbull para peleas en países como Puerto Rico, México, Ecuador, entre otros. En un allanamiento en Humacao, se incautaron varios perros tipo pitbull con evidentes signos de maltrato.

Además de las peleas, Casillas organizó combates internacionales. Él y sus socios criaban perros de pelea para venderlos por miles de dólares, enviándolos desde Puerto Rico a nivel mundial. Se presentó evidencia de Casillas siendo considerado una “leyenda caribeña” en peleas de perros.

“El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos investiga activamente las denuncias de abuso animal. Esta agencia ha hecho de las peleas de animales una alta prioridad”, señaló el Agente Especial a cargo, Miles Davis.

Rebecca González-Ramos, Agente Especial a cargo de HSI San Juan, mencionó que esta sentencia envía un fuerte mensaje contra la crueldad animal y busca crear sociedades más humanas y compasivas.

La investigación estuvo a cargo del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos y el Departamento de Seguridad Nacional. El caso fue procesado por el asistente del fiscal de EE. UU., Jonathan Gottfried.

Si usted posee información sobre peleas de perros o crueldad animal, llame a la Oficina del Coordinador de la Ley 154 de PRPB al (787)793-1234, extensiones 3128 y 3131.

TT Ads