TT Ads

FORT LAUDERDALE, Florida, EE.UU. (AP) — Lionel Messi participó el martes en el entrenamiento del Inter Miami, pero sigue sin despejarse la duda sobre si el astro argentino volverá a jugar con el club esta temporada.

El técnico de Miami Gerardo “Tata” Martino fue cauteloso y no brindó plazos sobre el estatus de Messi.

Miami, que sigue en carrera para clasificarse a la postemporada de la MLS, visitará a Chicago el miércoles. Messi ha estado entre algodones durante el último mes y apenas sumó 37 minutos en el partido ante Toronto FC.

«Veremos el entrenamiento, veremos si no corre ningún tipo de riesgo y evaluaremos si es conveniente que viaje o no viaje”, dijo Martino el martes. “Cada vez está más cerca de un entrenamiento normal y por eso es que lo vamos evaluando en el día a día”.

El delantero de 36 años se ha perdido cuatro de los últimos cinco partidos de Miami, además de otro con su selección en las eliminatorias del Mundial. Primero se habló de cansancio — tanto por su club como la Albiceleste — y Martino mencionó después que Messi presenta una cicatriz de una vieja lesión en un isquiotibial.

La única vez que Messi saltó a la cancha en este lapso de tiempo fue el 20 de septiembre contra Toronto, siendo sustituido poco antes del descanso por la molestia muscular.

Messi acudió el lunes por la noche a un evento promocional en el estadio del club para el lanzamiento de un menú infantil que llevará su nombre en las propiedades de la cadena Hard Rock alrededor del mundo. No dio declaraciones ante los medios que acudieron al evento. Tampoco se ha brindado una actualización sobre sus problemas físicos.

Miami marcha 13ro en la Conferencia Este, cuatro plazas y cuatro puntos detrás del último peldaño para disputar los playoffs. Una derrota el miércoles no eliminaría a Miami de la lucha por la clasificación, pero complicaría significativamente sus posibilidades.

Después del duelo en Chicago, Miami tendrá tres partidos más en la MLS: recibirán a Cincinnati el sábado, recibirán a Charlotte el 18 de octubre y cerrarán en Charlotte el 21 de octubre.

El campeón mundial Argentina también un par de partidos en octubre: en casa contra Paraguay el 12 de octubre y, cinco días después, de visita a Perú.

Messi ha anotado 11 goles en 12 partidos con Miami. El equipo no ha perdido cuando ha contado en cancha con el siete veces ganador del Balpón de Oro — ocho victorias y cuatro empates. Conquistaron su primer título al adjudicarse la Leagues Cup y, sin Messi, perdieron en la final de la U.S. Open Cup.

Lleva un gol en cuatro partidos de la MLS. Ha revolucionado el torneo y, como se presagiaba, su camiseta ha sido la más vendida de la liga en 2023, pese a que recién a mediados de julio fue puesta en venta.

Miami tiene una victoria, dos derrotas y dos empates cuando no ha podido alinear a Messi.

TT Ads